jueves, 23 de julio de 2009

CARTA NOTARIAL DIRIGIDA A JORGE MUFARECH

Lima, 22 de julio de 2009

Señor

JORGE YAMIL MUFARECH NEMY


Av. Cajamarquilla 1085, urbanización Zárate, San Juan de Lurigancho

Presente.-

Me dirijo a usted, en respuesta a la Carta Notarial N° 30577 dirigida por su persona y recibida en mi domicilio el 21 de julio del corriente, en torno a la publicación aparecida el 17 de abril de 2009 en la página web Desde el Tercer Piso, cuya administración y contenido se encuentra a mi cargo, en torno a las amenazas que habría dirigido al asesor parlamentario Julio Arbizu y a otros hechos vinculados a su persona y que son de conocimiento público.

En concreto, usted me solicita que retire de dicha publicación la referencia a tres hechos que se atribuyen a su persona y que usted considera lesivos a su honor. Estos son: evasión tributaria por la compra de un auto Jaguar, el impulso de medidas arancelarias para favorecer sus empresas, y gestiones con un empresario televisivo para que su canal de televisión obtenga mejores tratos por parte de los inspectores laborales.

Al respecto, es de destacar, en primer lugar, que se trata de una información que, en el contexto de la publicación en cuestión, tienen una función secundaria destinada a situar a uno de los personajes de la noticia, toda vez que la finalidad del texto es la denuncia de amenazas atribuidas a su persona por el asesor parlamentario Julio Arbizu, hecho que sin duda, dada la materia y los protagonistas, es de indudable interés público y por ende noticiable.

En segundo lugar, conviene tener presente que, en su momento, tales hechos fueron atribuidos públicamente a su persona a través de diversos medios de comunicación, en el contexto de sendos cuestionamientos al ejercicio por su parte, de función pública tanto como Ministro de Estado en la cartera de Trabajo durante el gobierno de Alberto Fujimori, como en su condición de congresista de la República durante el gobierno de Alejandro Toledo.

De este modo, se trata de hechos de manifiesta relevancia pública recogidos fielmente de fuentes noticiosas abiertas y debidamente identificadas en la publicación en cuestión a través de vínculos de internet a la fuente original. Por ende, el deber de diligencia en la utilización de este tipo de fuentes, exigido por el adecuado ejercicio de la libertad de información, ha sido cumplido escrupulosamente.

En tercer lugar, en el caso de la información sobre las amenazas al asesor parlamentario Julio Arbizu, se trata también de un hecho de relevancia pública que fue difundido a través de varios medios de comunicación. Sin embargo, para efectos de la publicación que usted cuestiona, se ha utilizado y consignado como fuentes, la propia versión documentada del asesor Arbizu, así como el documento oficial a través del cual el entonces jefe de la bancada a la que presta servicios el aludido asesor, se dirige al entonces Presidente del Congreso solicitándole una investigación de las amenazas denunciadas.

En cuarto lugar, es del caso advertir que ninguna de las opiniones vertidas en la publicación en cuestión, resultan desproporcionadas, manifiestamente innecesarias o ajenas a los fines comunicativos del texto. A su vez, recaen sobre hechos de interés público protagonizados por personas que en el momento de verificarse los mismos ejercían función pública. Siendo ello así, el texto también cumple con las exigencias del adecuado ejercicio de la libertad de expresión en sentido estricto, esto es, su manifestación de difusión de opiniones o valoraciones.

En quinto lugar, el portal Desde el Tercer Piso no tiene como finalidad u objetivo lesionar el derecho al honor de las personas, y menos aún el suyo, atribuyéndoles la comisión de delitos tal como insinúa en su misiva. Todos y cada uno de los artículos publicados en dicho portal no tienen otro objeto que el de opinar e informar sobre acontecimientos políticos y sociales que son de interés público, con una línea que defiende la institucionalidad democrática, los derechos humanos y la transparencia en los actos de los funcionarios públicos.

El tal sentido, el retiro de la información que plantea en su misiva no tiene respaldo constitucional ni legal alguno. Por el contrario, se trata de una pretensión contraria a la libertad de información y a la tolerancia que resulta exigible a toda persona frente a la difusión de hechos referidos al ejercicio de su función pública. En efecto, significaría excluir del debate político, información de indudable relevancia pública, tal como ya lo señalamos. Esto es, que en su momento, a través de diversos medios de comunicación, a usted le atribuyeron los hechos en cuestión, en el contexto de sendos cuestionamientos al ejercicio por su parte de función pública tanto ejecutiva como congresal.

Ahora bien, sin perjuicio de lo anterior, dado el respeto a las exigencias éticas de la actividad periodística que caracteriza al portal Desde el Tercer Piso, y teniendo en cuenta la naturaleza de la información que usted acompaña a su misiva sobre los hechos materia de su solicitud, procederemos a incorporarla en la publicación que usted cuestiona, indicando que nos fue proporcionada por su persona. De este modo, le concedemos la réplica sobre la información de unos hechos de interés público recogidos fielmente de fuentes periodísticas abiertas e identificadas.

Sin otro particular, me despido de usted.

Atentamente,



JOSE ALEJANDRO GODOY MEJIA

DNI N° 41072920

1 comentario:

Ernesto dijo...

POR UNA VERDADERA REIVINDICACIÓN DE LAS FUERZAS ARMADAS Y POLICIALES

PRONUNCIAMIENTO

Con respecto a la GRAN MARCHA, convocada por la FRENMILPOL, manifestamos lo siguiente:

Que, las determinaciones gremiales deben de ser tomadas sin apasionamientos, ni voluntarismo, creemos que es el momento de EXIGIR el cumplimiento de los derechos del policía peruano, y eso implica tener iguales oportunidades para la SINDICALIZACIÓN de nuestros hermanos que se encuentran en actividad.

Es por eso que, habiéndose realizado una asamblea el 13 de agosto de 2009, la misma que contó con la participación de distintas asociaciones y federaciones que representan a la diversidad de la familia militar–policial, para la organización de la gran marcha del 03 de setiembre por nuestras justas reivindicaciones; debemos manifestar nuestro rotundo rechazo ante la actitud autoritaria y el manejo interesado de algunos de los componentes del Frente de Lucha Militar Policial (FRENMILPOL), quienes por favorecer intereses políticos personales, han desprovisto de seriedad nuestras demandas y han quebrantado la confianza de nuestros compañeros en actividad.

De tal forma, causa desconcierto las maniobras del Sindicato de la Policía Nacional del Perú – SPNP, ya que en una actitud sospechosa y planificada todos hemos sido sorprendidos con volantes que ya habían sido impresos y que incluían en su contenido la siguiente consigna que rechazamos tajantemente: “Nuestro apoyo a los integrantes del Sindicato de la Policía Nacional del Perú - SPNP”.

Por lo cual, esto no hace más que corroborar que somos objeto de una manipulación de alguna gente oportunista con intereses individuales que no asiste a las reuniones, pero que sin embargo, utiliza nuestra lucha reivindicativa para sus propios fines.

Además, debemos alertar que Richard Germán Ortega Quispe, alias “Rumimaki” líder del Sindicato de la Policía Nacional del Perú – SPNP, viene siendo cuestionado por sus vínculos con el gobierno Venezolano, y por utilizar a su entorno familiar para valerse de dádivas y favores que contribuyan a sus intereses familiares a fin de catapultarse a la arena política valiéndose de las carencias y necesidades de la gran familia militar-policial..

“POR LA JUSTICIA, LA VERDAD Y LA CONSTRUCCION DE UN SINDICATO SIN INTERFERENCIA EXTRANJERA”